Camilo José Cela



Este genial gallego, además de su ya conocido legado, nos dejó su impronta y el genuino carácter solo al alcance de estos pocos elegidos. Su tremendo sentido del humor y la desvergüenza de su estar en sociedad fueron lo que más me llamaba la atención, además de permitirnos disfrutar de momentos extremadamente divertidos.

"Las mujeres están para ser gustadas. 
Después, unas se dejan, otras no... Eso ya va por provincias"

Fotografía: A. Morales * Iria Flavia (C)

50 AÑOS


Para entonces, el líder negro ya se sabía marcado por la mafia del poder que movía los hilos en los Estados Unidos. No le iban a perdonar de ninguna manera tanto éxito, eso era una obviedad, por eso no se preocupó de un modo especial de cuidar su seguridad, él sabia que no habría lugar en el que encontrarse seguro, pero su trabajo ya estaba hecho. Hoy, 50 años despues las diferencias administrativas y sociales en los Estados Unidos  prácticamente han desaparecido. Ahora que blancos y negros pueden compartir mesa, autobús o llegar a ser presidentes, por el contrario el fin último de equidad, igualdad o justicia, allí como en Europa está lejos de los ciudadanos de a pie. Estos principios han sido sustituidos por otras leyes que amparan a los poderosos, afóra a políticos, o mantiene en las cárceles a cabezas de turco o a simples parias, una forma diferente de seguir siendo negro en definitiva.

Saludos a los curiosos señores de Palo Alto y recuerdos al lider.

Martin Luther King


¿No serás tú el hijo de Manolita?


...la del carbonero, Joaquinito el del "alto", aquel muchacho que tenía enganchada a todas las mozas de Ribariña. Joder como pasa el tiempo. Estás casi igual, que poco has cambiado. Veo que sigues aquí en la casa de tus padres. ¡Cuantas veces habré estado jugando en estas calles!, ¡que recuerdos Joaquinito!. ¿Y al final que pasó con Maruja, la niña del tercero, te la ligaste?. ¡Que guapa era la jodía y como sabía hacerlo valer!, pero tú la sabias llevar, bueno a ella y a todas. ¿Su padre era militar o trabajaba en la Comandancia de Marina, no?. Que grande Joaquinito. Que bien te veo. ¿Cómo iba a pensar en encontrarme contigo después de tanto tiempo?. Yo?, mi vida dices?, bueno, trasladaron a mi padre a Segovia ya sabes, allí estudié el Bachillerato y después Filosofía, ya sabes por aprovechar los libros de mi hermano, aunque siempre quise ser médico del oído, después conocí a la Merce, buena chica, cariñosa, apasionada...,bueno que te voy a contar a ti. Nos casamos y marchamos a las islas, allí vivimos. Ahora soy un experto intelectual en esto de gestionar las ideas, doy clases, instruyo a los jóvenes, les doy pistas sobre los viejos principios de justicia, esas cosas. Perdí toda comunicación con la gente de mi juventud, de mi niñez, soy una persona digamos diferente. Hace un par de años me detectaron un tumor, lo supimos controlar, pero estoy sometido a todo tipo de revisiones, el cáncer es un convidado irreverente y en cualquier momento puede joderme la vida. He querido retornar a aquellos lugares que un día me cobijaron, y mira que sorpresa Joaquinito, de nuevo aquí, y tú tal cual. Es tremendo esto. Bueno adiós, tengo que darme prisa, ya sabes. Tu frase, la que repetías todos los días al despedirte nunca la olvidé "vive la vida y sé feliz", tu frase, la de aquellos tiempos, sigue vigente. Me alegró verte, "be happy". ¿Que si soy feliz?, ... nunca se es feliz del todo, ¿no crees?. ¿Porqué regresé?, no te voy a engañar Joaquinito, regresé para tratar de encontrarme antes de... bueno adiós, me ha encantado volverte a ver.

A.Morales (C)

Palabra de preso.




¡Ay Dios, y quán fermosa viene doña Endrina por la plaça!
¡Que talle, qué donayre, qué alto cuello de garça!
¡Qué cabellos, qué boquilla, qué color, que buena dança!
Con saetas de amor fiere quando los sus ojos alça.

Escrito por JUAN RUIZ, palabra de preso

Fotografías: A. Morales (c)

Dolores, abuela de Combarro.


Todas las casas tienen su historia, sus lagrimas, esos papeles amarillos llenos de recuerdos, la foto de cuándo entonces estábamos en vete a saber que festividad, las vergüenzas que hay que tapar, las miserias que hacen de nuestro cada día un número de circo único e insustituible, los amores perdidos, los recuerdos inalterables, las dudas, las certezas y los sueños que a veces se tornan pesadillas.

Dolores es una abuela como tantas otras, pero ella tiene su peculiar labrado de sentimientos. De niña obligada por aquello de las necesidades domésticas, a llevar pescado a las casas cercanas, por caminos que ni conocía, llena de miedos, sin poder jugar como una niña más, madurando a cada paso, llorando sin que nadie la consolara. Con siete años quien sabe a donde conduce ningún camino. Una luchadora de aquellos años que ahora nadie recuerda, que a nadie importa, un viejo a todos los efectos para nuestra generación de Ipad'ss y wasapp's.

Dolores creció, se enamoró, se casó, tuvo hijos, enviudó y lo peor de todo, tiene un hijo en el fondo del mar. Su barco fue alcanzado por la quilla de otro, lo partió en dos y en minutos el mar, o la mar como ella dice se lo llevó allí abajo, y allí lo tiene. Ésta sin sepultura y la sonrisa de aquel hijo, probablemente el mejor de todos, el más cordial, el más respetuoso, yacen en el mar para siempre. Era tan profunda la fosa que no se tenían medios y aquellos políticos de turno, decidieron que como eran pobres que no se llevasen a cabo ningún otro esfuerzo ni humano ni técnico por recuperar a toda aquella tripulación, de la que solo uno salió con vida. Porque eran pobres, allí se quedaron, allí están con sus ojos mirando el sol y el paso de otros barcos, y es más que posible mirando a su abuela que tanto lo quiere.

Dolores aún a sus noventa y dos años, cada día lleva en su corazón aquella sonrisa que habla a su abuela con gesto amable, y no es capaz de devolverla y solo son lagrimas las que le salen desde dentro, solo lagrimas. Tantas noches, tantas pesadillas, tanta desesperanza, tanta soledad.

Dolores: abuela, hija, madre y esposa de marineros, hizo que nuestra visita a Combarro, coincidiese con su paseo al muelle, allí junto el negocio de su hija, donde asan sardinas, cuecen arroces, y sirven un delicioso pulpo, y allí en el único banco donde sentarse, compartimos unos minutos, donde nos entregó su corazón.

Dolores la abuela de Combarro, una mujer de aquellas de las que hoy nadie se acuerda.

Esta falta de memoria y de reconocimientos nos pasará factura algún día.


DOLORES

A. MORALES (C)

Toreros.


¡Que no quiero verla!
Dile a la luna que venga,
que no quiero ver la sangre
de Ignacio sobre la arena.
¡Que no quiero verla!
La luna de par en par,
caballo de nubes quietas,
y la plaza gris del sueño
con sauces en las barreras
¡Que no quiero verla¡
Que mi recuerdo se quema.
¡Avisad a los jazmines
con su blancura pequeña!
¡Que no quiero verla! 



La Sangre Derramada. Federico García Lorca.


Fotografía: A Morales 
Cuadrilla de Miguel Ángel Pereda. F. Colombinas 2013 * Huelva


El fracaso de todos.

No hay más que abrir los ojos y mirar alrededor, esto de la crisis como alguien predijo "ha venido para quedarse".  El escenario fantasma que se va apoderando del paisaje está cada vez más más presente. Y al mismo tiempo, el corazón de la sociedad sigue bombeando al mismo ritmo. Nuestras actitudes siguen siendo las mismas viejas manías. Odiamos al contrario por el mero hecho de ser diferentes a nosotros. En nada hemos cambiado con respecto a aquellos otros que ya andan muertos y enterrados. En realidad todos los principios filosóficos, económicos y ambientales solo los utilizamos para diferenciarnos y arrojar víctimas a la cuneta, después en el día a día, solo queda un leve gesto, pues seguimos imitando todo aquello que al mismo tiempo aborrecemos. Es repetir el viejo adagio de la religión, eso de hablar de caridad y aplicarsela solo al feligrés de turno. Cuan mediocres somos y por tanto que futuro tan desesperanzador nos aguarda. 

Resulta curioso como esas reivindicaciones tan lógicas que se demandan de Septiembre a Junio, descansan durante el verano. No hay reivindicación que se active solo a temporadas. 


Este es un fracaso de TODOS, labrado letra a letra, día a día, pasito a pasito y tardaremos tanto o más que este otro fracaso de la crisis en resolverlo. Es cierto, escribiendo sandeces como las mías, o discurseando en los buriles ocasiones de tertulias, editoriales, o foros de invierno no vamos a solucionar nada, pero menos aún si seguimos empeñados en catalogar a los demás por el color de la corbata, por el tipo de barba o por los amigos que tiene. 

Nuestra mediocridad no es más que un reflejo del espejo que nos devuelve la imagen de aquello que vemos a cada paso. Sigo en mis trece, hay que gestionar lo diferente, aquello que es opuesto, tenemos que encontrar lo que nos une y atar cabos, solo escupiéndonos, discriminándonos, haciendo sectarismo de la sociedad, solo encontraremos eso: castas, grupos, reductos, élites, pero poca sociedad global y es en esa en la que vivimos, os recuerdo que hubo un personaje en Europa no hace aún demasiados años que quiso creer que había una raza superior. Busquemos el mestizaje de las ideas, lo otro entre 40.000.000 de ciudadanos es crear una fabrica de cerillas que tarde más o tarde menos se incendiará. Por cierto, a los más viscerales ¡¡¡ pongan sus ideas en marcha, sean consecuentes, pasen de una puñetera vez del discurso al método, a la prueba, a la evidencia, déjennos disfrutar de su diferencia¡¡¡ si no por favor cállense de una jodida vez, solo intoxican, hacen ruido y no nos ayudan en nada.


Imagen: Red Le Petite Ecolier.


VIII edición de Atlantica Visual-Art
Mi nombre es Adolfo Morales, este Blog es una especie de caja de zapatos en la que voy dejando cualquier cosa que despierte mi interés: fotografías, opiniones, relatos y algún que otro desvarío. Todo desde la más absoluta originalidad y autoría. Si bien me apoyo mucho en imágenes para uso no comercial colgadas en diferentes comunidades, como LA PETITE ECOLE. Llevo desarrollando la plataforma Blogger desde sus inicios, una experiencia que desde el principio me ha deparado muchas satisfacciones y el encuentro personal y virtual con gente muy interesante.
Prohibida la reproducción total o parcial de las fotografias tanto como su distribución, comunicación publica y transformación con fines comerciales sin autorización del autor. Este Blog, utiliza igualmente exclusivamente con fines informativos no comerciales, imágenes de otros autores.
Reproduction, either totally or in part, of the photographs as well as their distribution, public Communications and transformation without the author´s prior authorisation is forbidden.
( art. 17 Secc.2ª Ley de la Propiedad Intelectual Intellectual Property Law)